Social Icons

20 de enero de 2012

Brit Milá la circuncisión ¿Esta Vigente Hoy?





Elohim dijo a Avraham: "En cuanto a ti, tú guardarás mi Pacto completamente, tú y tu zera después de ti, generación por generación. Aquí está mi Pacto, el cual guardarás, entre Yo y tú, y tu zera después de ti por sus generaciones: todo varón entre ustedes será circuncidado. (Ge 17:9-10)

Tercer Pacto Perpetuo que YAHWEH hace, segundo con Avraham, Pacto de la circuncisión, para TODO Yisra'el y para todos los que regresan a Yisra'el reunidos de las naciones, (Ethnos, Goyim, Gentiles). Esta promesa de bendición y multiplicidad física es renovada en v 4[1] en donde a Avram le es dicho que esta promesa le establecerá a él como padre de muchas naciones o "hamon goyim." Este término "hamon goyim" se encuentra también en el v 5[2] y literalmente significa una multitud ruidosa de naciones Gentiles. Esta semilla física que literalmente llenará el globo no será un grupo silencioso de amigos religiosos, más bien ellos serán una multitud grande y ruidosa, haciendo gran ruido y tumulto acerca de YAHWEH y Su besorah de amor a la humanidad. En el verso 6 se promete a Avram que a través de ésta semilla de la promesa, serían manifestados reyes. Esto, por supuesto, está hablando acerca de los reyes que un día constituirían la Casa Real de David a través de la cual vendría el Mesías a Su trono. En el v 7[3] YAHWEH le asegura a Avraham que esta promesa de grandeza a través de multiplicidad física sería incondicional y para siempre.

Cualquier varón incircunciso que no permita que lo circunciden en la carne de su prepucio en el octavo día – esa persona será totalmente destruida de su familia, porque él ha roto mi Pacto." (Ge 17:14). La circuncisión es un mandamiento y es la señal de este Pacto, es para Efrayim, Yahudáh y los extranjeros que se unan a Yisra'el.

Pues Yo (YAHWEH) me he dado a conocer a él, para que él dé órdenes a sus hijos y a su casa después de él para que guarden el camino de YAHWEH y para que hagan lo que es recto y justo, para que YAHWEH haga suceder para Avraham lo que Él le ha prometido." (Ge 18:19). En este verso se nos dice claramente que tenemos que obedecer las órdenes dadas a Avraham nuestro padre, y circuncidar el prepucio de los varones, mandamiento por perpetuidad para TODO Yisra'el.

La Toráh nos enseña que los israelitas pertenecientes a todas las generaciones tienen que cumplir con tres requisitos para poder comer el Pésaj/Pascua como coherederos en Israel. Estos requisitos básicos se encuentran en el capítulo 12 de Éxodo. Para empezar y, sobre todo, el israelita o el extranjero (Ger) debe de tener el deseo y la inclinación de permanecer o unirse de manera permanente al pueblo de Israel. Se exige que tanto el Israelita perteneciente a Yahudáh o Efrayim como el Guer/extranjero permanezcan estables en la corporación de Israel (Éxodo 12:48). En segundo lugar, debe además matar y comer el Cordero de Pascua tanto él como el resto de su familia y debe de rociar el dintel de la puerta de su casa con la sangre del animal. En el contexto del Brit Jadasháh, como es natural, los israelitas que profesamos fe en el Mesías Yahshua debemos de rociar la sangre expiatoria sobre los dinteles de nuestros corazones, que es el hogar donde el Rúaj HaKódesh mora y, de hecho, se dice que reside literalmente en su interior. El tercer y último requisito era el de la circuncisión de todos aquellos que comían el Cordero de Pascua, que habitaban con el pueblo de YAHWEH. Éxodo 12:48 enseña que antes de recibir el Cordero de Pascua y la liberación, cedida legalmente al heredero legítimo en Israel, todos los hombres debían de someterse a una circuncisión o Brit Miláh.

Las tres ordenanzas de Pésaj/Pascua eran obligatorias como Toráh (Éxodo 12:49) para todo Israel, tanto para los que eran israelitas, desde el punto de vista biológico, como para los gerim/extranjeros. Por lo tanto, todos los que compartían esta comunidad eran israelitas y tenían una Toráh o serie de instrucciones para vivir apartados/Kadoshím.

Teniendo en cuenta la naturaleza eterna de estos tres requisitos para la conversión divina a Israel por parte de los gerim, juntamente con los que son israelitas por naturaleza biológica, es preciso que tratemos el tema de la circuncisión aplicada a Efrayim/Israel que regresan así como a los de Yahudáh. Una cosa está clara, según lo que dice en Éxodo 12:24 y 42. La celebración de Pésaj es algo que debemos de guardar para siempre, de manera que los tres requisitos, incluyendo la circuncisión de los hombres es algo que es preciso hacer también para siempre.

Shaúl/Shaúl, sabía que muchas de las naciones a las que estaba llevando el evangelio/besorah tendrían que someterse a esta circuncisión física especificada, juntamente con la renovación del corazón que da pie a la regeneración. Era plenamente consciente de que su misión era reconstruir el Tabernáculo de David, conocido también como la Asamblea de Israel. A fin de poder llevarlo a cabo, era preciso que lo reconstruyese, según el gran diseño del Maestro constructor. (1 Corintios 3:9-11). Si Shaúl ha enseñado equivocadamente a los creyentes no judíos, que estaban siendo rescatados de entre las naciones, que podían comer la Pascua, lo cierto sería que descubriríamos que ello constituiría una contradicción directa y una violación de la Toráh y el requisito de la Toráh eterna para participar de la Pascua. Cuando tenemos perfectamente claro que Shaúl, que conocía la Toráh, nunca hubiese obligado a los nuevos conversos a quebrantar la Toráh y a comer ilegalmente la maldición sobre sí mismos por no haber discernido las normas que gobernaban el comer la Pascua, entonces no nos queda más remedio que estar de acuerdo en que lo que realmente necesita cambiar es nuestra manera de pensar y lo que nos han enseñado con anterioridad. De modo que vamos adelante con esa alteración. Echaremos un vistazo para ver de cerca lo que dice el Libro de Gálatas sobre el tema de la circuncisión de los hombres con el propósito de intentar que las cosas concuerden con lo dicho en las Escrituras.

¡No hemos sido llamados a transformar la Palabra, pero sí a declarar ‘así ha dicho YAHWEH’ y nada más que eso! YAHWEH ha ordenado que, según Gálatas 6:16 y Efesios 2:11-19, todos los creyentes realmente nacidos de nuevo, ya sea por medio de Yahudáh, de Efrayim o por haber sido injertados aunque no sean israelitas, forman parte de la Asamblea de Israel y son ciudadanos de la nación misma. La constitución y el ketuvah (certificado de matrimonio) de esa nación es la Toráh/Ley.

Por lo tanto, recuerden el estado en que estaban antes: Ustedes, Gentiles de nacimiento, llamados los incircuncisos (akrobustia) por aquellos que por una simple operación en la carne son llamados circuncisos (peritome [4]), en aquel tiempo no tenían Mashíaj. Estaban apartados de la vida nacional de Yisra'el, extranjeros a los Pactos que personifican la promesa de YAHWEH. Estaban en este mundo sin esperanza y sin Elohim. (Efesios 2:11-12)

Fíjense en la palabra "antes," los que en verdad han recibido la Salvación por medio de la Sangre del Mesías Yáhshua, ya no son Gentiles, no hay tal cosa como "Gentiles salvos." Después que ya no eres Gentil, es hora de estudiar para obedecer la Toráh, y un mandamiento de la Toráh es la circuncisión como prueba del Pacto eterno de YAHWEH con Avraham.

La palabra griega que se usa en Gálatas 2:7[5] en relación con el ministerio de Shaúl de cara a los incircuncisos es la palabra akrobustia (de la Concordancia Griega Strong, número 203), que significa literalmente prepucios que se han tirado (es decir, el prepucio o la punta que se descarta). Estaba afirmando que de la misma manera que Ya'akov y Kefah habían sido llamados a los circuncidados (peritome; número 4061 Concordancia Strong). Se usa la misma palabra peritome para describir la misión de Ya'akov, Kefah y Yahanán de cara al Yisra'el Yahudáh. ¡Este peritome significa aquellos que viven y permanecen con una identidad circuncidada o la Casa de Yahudáh! La palabra griega que usa Shaúl para describir su ministerio entre los que no han sido circuncidados en Gálatas 2:7 describe justo lo que estaba habiendo Shaúl en las naciones o entre los Goyim. ¿Acaso estaba principalmente buscando a paganos como se enseña habitualmente? ¿O estaba primeramente buscando a las ovejas perdidas de la Casa de Israel (Efrayim) conforme a las instrucciones de Yáhshua? ¡La palabra griega que utiliza Shaúl a la hora de describir su propia misión, de cara a las naciones, es la palabra akrobustia, que no significa precisamente gentiles, sino un subconjunto entre los gentiles! El término akrobustia, contrariamente a peritome, se aplica a aquellos que habían sido anteriormente circuncidados, pero que por causa de la desobediencia y de una abierta rebelión, habían tirado sus prepucios, siendo, de ese modo, como uno que ha nacido y se ha criado como un gentil-pagano incircunciso (aperitome). Lo contrario de un ministerio entre los peritome (que tenía Kefah) hubiera sido un ministerio entre los aperitome o los que nunca se habían circuncidado. Sin embargo, Shaúl no afirma que su ministerio sea de cara a los aperitome o los que no han sido nunca circuncidados, sino que más bien su ministerio, según su propia descripción, era de cara a los akrobustia o aquellos que se habían sometido a una circuncisión con anterioridad, pero que ¡lo habían tirado todo por la borda!

La única nación que encaja en este contexto es la Casa de Israel, que actuó de manera profana dondequiera que fue entre los gentiles. Cuando vivieron entre ellos se negaron a luchar por defender su estilo de vida peritome, de fe y confianza, de la misma manera que lo hizo Yahudáh en la diáspora. La Casa de Israel sencillamente tiró la circuncisión, sucumbiendo al paganismo que les rodeaba. Eso convirtió su estado original como peritome en akrobustia o los circuncidados, que a pesar de haberlo sido representaron el papel de ramera al considerar la vida según la Toráh una carga y algo que desechar. ¡De haber sido Shaúl principalmente enviado a los paganos primeramente y sobre todo, hubiera usado la palabra aperitome, que es todo lo contrario de peritome, añadiendo el prefijo de la "a" que niega el peritome! ¡Pero en lugar de ello, declara abiertamente, que entendía su misión identificando a los akrobustia como su enfoque principal, colocando, de ese modo, su llamamiento a las naciones (los gentiles) en busca de las diez tribus de Israel, de acuerdo con Yáhshua mismo!

Los con frecuencia difíciles de entender contrastes de Shaúl en Romanos 2:24-29[6] acerca de los incircuncisos (akrobustia) que practicaban la Toráh y, de ese modo, (una vez mas) se volvían circuncidados, pueden ser fácilmente y por fin entendidos, cuando y si nos damos cuenta de que eran los akrobustia (Efrayim-Israelitas) a los que Shaúl está apelando. Es a Efrayim-Yisra'el a los que Shaúl está llamando a su estado bendito peritome original. ¡Shaúl no les está diciendo a los paganos, que no han sido nunca circuncidados (aperitome) que se conviertan en israelitas sencillamente cumpliendo los mandamientos de la Toráh! Está más bien llamando a Efrayim- Yisra'el a que regrese (teshuváh) a su estado original, como el Yisra'el fiel, que guarda la Toráh. ¡Romanos 2:24 pone fin a cualquier duda, porque Shaúl cita Ezequiel 36:22-23[7] como una clara referencia a las diez tribus (la casa de Israel), que eran responsables de haber sido la causa de que el Nombre de YAHWEH quedase en desgracia entre todas las naciones (Goyim) dondequiera que ellos iban! ¡Este entendimiento es la confirmación de que los creyentes en el Mesías son, de hecho, los akrobustia y los peritome mencionados en Gálatas 2:7, reunidos por fin. ¡Los que están lejos y los que están cerca se unen por medio de la sangre expiatoria del Mesías! En Ya'akov 1:1[8] vemos la carta dirigida a los creyentes, donde estos mismos creyentes en el Mesías son llamados de entre las doce tribus dispersadas. No se vuelve nada mucho más emocionante y no obliga al que busca a intentar descubrir algunos significados, debidos a significados secundarios y a una súper espiritualización, así como a metáforas ideadas por el hombre, que se hayan metido a la fuerza en textos tan claros como estos.

La ciudad y el libro de Gálatas/Galut-Yah toman su nombre de la palabra hebrea que significa exilio, que es Galut. Galut.- (Strongs # 1547) viene de la palabra galah la cual significa cautiverio, ir al exilio, en gran parte de la región que antes era llamada Ashur/Aram, los arameos. Aquí es donde muchos de la casa de Yisra'el/Efrayim fueron llevados exilados y dispersados desde allí; y tomaron el camino a otras naciones del norte, sur, este y el oeste, todas las cuatro esquinas de la tierra. Galut Yah es el cautiverio del Yisra'el de YAHWEH. Este territorio está en la moderna Turquía, donde Shaúl fue a buscar las ovejas perdidas de la casa de Yisra'el. Estos no eran auténticos paganos, sino Efrayim que se había Gentilizado.

Lo que estaba sucediendo en la época de Shaúl es que había tres grupos pervirtiendo la besorah/evangelio del Mashíaj y a estos tres grupos es a los que Shaúl se refiere aquí. Eran los Saduceos, los Fariseos y los Esenios de Kumran. Todos tenían sus propias reglas y ordenanzas, su propia versión de la "Ley Oral" Judía, con las cuales pervertían el mensaje de Shaúl sobre la salvación del Mesías. Ellos, con sus propias reglas, requerían circuncisión y mikveh o inmersión como requisito para la Salvación. No que Shaúl estuviera en contra de la circuncisión ni la inmersión, sino que la pelea de Shaúl era que estos no eran requisitos para la Salvación en Mesías Yáhshua. Se hacían más tarde, después de la Salvación y aprendizaje de la Toráh en las sinagogas todos los Shabbatot (Hch 15), pero no de inmediato al venir a confiar en Yáhshua, y esta falsa doctrina se estaba difundiendo entre la Galut Yah, los exilados de YAHWEH, en los países de la dispersión, donde Shaúl fue a los Goyim "La palabra circuncisión no significa Gentiles en las Escrituras del Pacto Renovado y concretamente en Gálatas. Es preciso que dediquemos un tiempo a explicar esto. Para negar una palabra como circuncisión en español, sencillamente le añadimos el prefijo ‘in.’ En griego, hacían exactamente lo mismo. He aquí el problema con la traducción al español que aparece como incircuncisos o incircuncisión. La palabra griega normal para circuncisión es peritome (Concordancia Griega Strong, número 4061). Todo cuanto se precisa en griego para negarlo es añadir el prefijo ‘a’ delante. ¡Algo bastante sencillo! Pero en las veinte ocasiones que aparecen la palabra incircuncisos en la versión Reina Valera, solo una vez, en Hechos 7:51, aparece en el griego como una negación de peritome o aperitome. Sorprendentemente esta única excepción se refiere no precisamente a los que no eran judíos, sino a los judíos. Las otras diecinueve veces es una palabra completamente diferente: akrobustia, que significa literalmente la extremidad exterior del pene, el prepucio que era eliminado. Tal vez esta palabra akrobustia fuese demasiado fuerte para los traductores, pero al cambiar su verdadero significado de los que tenían el prepucio a los incircuncisos, se perdió el verdadero significado." Ellos, los akrobustia, eran los descastados de los considerados como réprobos. Es preciso que estos significados sean recuperados de nuevo, en los versos en español, donde se encuentra la palabra ‘incircuncisión’, a fin de ver que es la Casa de Israel en el exilio a la que se dirige Shaúl cuando usa esta palabra en concreto."

La referencia en Gálatas 2:7 no es a las naciones paganas aperitome, que no habían sido nunca circuncidados, sino más bien a los akrobustia, o a aquellos a los que con anterioridad y en un momento dado se les había cortado el prepucio (la Casa de Israel) solamente para lanzar esta señal de sumisión y de obediencia a los vientos, como hemos mencionado con anterioridad. Este término era de naturaleza despectiva y aplicada a un grupo determinado de réprobos conocidos, no a los paganos incircuncisos o a los verdaderos gentiles, sino a los que eran suficientemente estúpidos como para eliminarlo.

Este término que es tan especial y concreto (akrobustia) que hubiese identificado al Israel exiliado como aquellos a los que mencionan estos versos. ¡No podemos eludir esta verdad puesto que 19 de 20 veces en el Pacto Renovado, se usa el término akrobustia (no aperitome) cuando habla acerca de los discípulos, que no eran judíos!

Toda la supuesta prohibición en contra de la circuncisión física, que solo se menciona en el Libro de Gálatas, es uno de los pasajes más malinterpretados de todas las Escrituras. El Movimiento Mesiánico Judío se queda satisfecho sencillamente repitiendo el antiguo y desgastado pábulo de "iglesia" argumentando que Shaúl, un judío (que también se llama a sí mismo un israelita en Rom. 11:1) prohíbe el sello simbólico del Pacto de Abraham a los que no son judíos. Pero la circuncisión física no es solo una ordenanza de la Toráh, sino un hecho que antecede al menos por 600 años a la Toráh. Por lo tanto, ¿cómo podía Shaúl llamar a los creyentes el esperma de Abraham (en griego) o la semilla en Gálatas 3:29, identificándoles con el pacto avrahámico, para a continuación prohibir el Brit Miláh o circuncisión, que es el símbolo mismo y el punto de entrada en relación con el Pacto Avrahámico a todos los nuevos convertidos paganos (aperitome), especialmente a la luz de los akrobustia que regresaban?

Si el Saúl prohíbe la circuncisión a y en la asamblea que plantó él mismo en Galut-Yah para a continuación darse la vuelta y circuncidar físicamente a Timoteo, su hijo en la fe, entonces nos encontramos con la desagradable idea de que Shaúl era un hipócrita redomado, que enseñaba una cosa y hacía otra diferente, especialmente en el caso de un hombre que era hijo de un padre griego. Esto resulta totalmente imposible, a todos los niveles de nuestro entendimiento. Timoteo era considerado un aperitome o un hombre que no era judío y que no había sido nunca circuncidado por tener un padre griego. Shaúl responde sellándole, para que sea parte del Pacto de Abraham, por medio de la circuncisión. Debemos de entender que peritome o "los circuncidados" en los escritos del Shaúl son un sinónimo del Israel judío. Se dice que Kefah fue enviado a los circuncidados. En Gálatas 2:8[9] habla acerca del ministerio de Kefah a los circuncidados y Shaúl, en Tito, llama a los judíos la nación de los circuncidados-peritome. En su contexto toda la herejía basada en Gálatas no tiene nada que ver con la circuncisión avrahámica, sino que está enseñando falsedades que los hermanos de Jerusalén estaban haciendo proliferar en Galacia. ¡A saber, que una persona que confía en Yáhshua por la fe salvadora no podía salvarse sin una conversión, ordenada por el hombre, según la cual debían hacerse judíos (peritome) o convertirse al Judaísmo! Eso es una herejía, porque el evangelio es gratis a todo el que quiera venir y, por lo tanto, el libro de Gálatas prohíbe las conversiones al judaísmo, ideadas por el hombre (el peritome o la nación circuncidada), como una especie de requisito imprescindible para recibir la sangre del perdón de Yáhshua.

Diecinueve de veinte veces el término incircunciso, y por implicación traducido como gentiles, significa, de hecho, Efrayim (la Casa de Yisra'el), "los que se han deshecho de su prepucio." La única ocasión en que incircuncisos no significa akrobustia en el texto griego mismo, es cuando Esteban condena el liderazgo judío de Israel como aperitome. En su uso único resulta irónicamente claro como una referencia a Yahudáh, no al Israel-akrobustia. ¡El argumento presentado en Gálatas es una poderosa evidencia respecto al regreso al hogar de los akrobustia exiliados y del hecho de que Shaúl mismo no era, como normalmente se viene enseñando, el emisario de los gentiles, sino que fue enviado a las naciones para buscar primero y sobre todo a los akrobustia desechados!

Las escrituras enfatizan que los viajes de Shaúl fueron principalmente hechos a todas las naciones, con el propósito de encontrar a las ovejas perdidas de la Casa de Yisra'el en el exilio, o a aquellas a los que se refieren las Escrituras como los akrobustia. La paganización posterior a Nicea, de la comunidad mesiánica, no cambia el hecho de que los judíos e israelitas de todas las naciones paganas seguían siendo aún la semilla biológica de los patriarcas. ¡La verdad subyacente es que lo que la persona cree no puede cambiar (ni siquiera en la diáspora global) el ADN!

Hay un evangelio para los peritome o judíos y otro para los akrobustia o los que se han deshecho de sus prepucios, que se habían esparcido y habían llenado las naciones con su perversidad. Esta llamada división es una afirmación clara que dentro de Yisra'el, la nación corporativa, existen judíos fieles que llevan una vida justa y también hay otros que han sido circuncidados, pero cuyo estilo de vida perverso les ha relegado a la categoría de akrobustia o de "¡los desechados!" Este estilo de vida, que deshonra a la Toráh, por parte de las diez tribus, les coloca en exactamente la misma categoría de comportamiento que los verdaderos paganos o aperitome. Akrobustia es una referencia directa al Israel que se encuentra en el exilio asirio. Por lo tanto, no existen dos evangelios (para el judío y para el gentil), sino un solo mensaje, que ha sido enviado, simultáneamente a la, hasta cierto punto, fiel Casa de Yahudáh y a la Casa de Israel, la ramera. ¡Hay dos casas y un solo mensaje! Pero incluso esta división halla sanidad en Yáhshua.

Finalmente, para aquellos que pertenecen a Efrayim-Yisra'el, mi consejo es el siguiente: Necesitan circuncidarse, puesto que sus antepasados en un tiempo eran circuncisos, tan solo para haber tirado su prepucio como un acto de desafío y rebelión. ¡Ahora tienen la oportunidad de invertir ese espíritu de rebeldía! Según Romanos 2:24-29 si perteneces a la akrobustia que está regresando de la casa exiliada de Israel (Efrayim) necesitan ustedes cumplir con los requisitos justos de la Toráh (lo cual incluiría el Brit Miláh) así como ejercitar una fe mesiánica salvadora en el Mesías Yáhshua, recuperar y restaurar su estado peritome o circuncidado, tanto desde el punto de vista espiritual como del físico. La Casa de Israel que regresa debiera considerar la Brit Miláh (la circuncisión) de una manera muy semejante a como considera el mikveh (bautismo). ¡Las dos son emocionantes oportunidades para llevar a cabo actos de obediencia a la Toráh, de la misma manera que el propio Mesías Yáhshua cumplió con ambos mitzvót!

No hay comentarios.:

Publicar un comentario

Normas de publicación:
- El comentario debe de tener relación con la entrada
- Los comentarios anónimos no están permitidos, y serán moderados
- Argumenta tus comentarios de forma clara. Aporta información Relevante.
- No utilices únicamente Mayúsculas ni ortografías abreviadas del tipo texto SMS. Escribe correctamente.
- El Spam será borrado automaticamente.
- No hagas comentarios irrelevantes; serán considerados Spam.
- Evita las ideas generales y el lenguaje vulgar.
- Los comentarios pueden tardar un tiempo en ser publicados, tenga paciencia.
NOTA: Los comentarios de los usuarios no reflejan las opiniones del editor. No se aceptarán bajo ningún concepto comentarios difamatorios, o faltas de respeto hacia los usuarios de este blog. Libertad de expresión Si, pero con educación.

 

Sample text

Sample Text

Sample Text

 
Blogger Templates